Temas a Fotografiar (I): los detalles

Con este post voy a iniciar una serie de entradas en las que voy a exponer algunos temas que son susceptibles de ser fotografiados. Porque cuando uno tiene una cámara y ya ha agotado el tiempo de fotografiar absolutamente todo, debe encontrar un motivo o tema para continuar haciendo fotos. De lo contrario nuestra cámara fotográfica acabará en el cajón junto con los libros de inglés, las pesas, los parches de nicotica y todo aquello que nos hemos propuesto hacer alguna vez, pero que nunca conseguimos acabar.

Elegir el que será el objeto de nuestras fotografías no es tarea fácil, pues implica tener que elegir una parcela concreta de la realidad y descartar el resto. Con esto no es que diga que cuando salgamos a hacer, por ejemplo, fotos de insectos, no podamos fotografiar a unos niños jugando (y no, los niños no se consideran insectos ¬_¬U). Lo que sucede es que si salimos a hacer fotos de insectos veremos más insectos que niños porque estaremos concentrados en encontrar insectos y no niños. Pero no os engañéis, lejos de ser esto un problema, focalizar de este modo enriquece las capturas permitiéndonos obtener más y mejores imágenes de lo que buscamos, porque todos nuestros sentidos estarán puestos en encontrar esa imagen.

Una vez dicho esto, y para inaugurar esta serie de posts, he elegido como primer tema fotográfico, “los detalles”. Por algunas de mis imágenes ya os habréis dado cuenta lo mucho que me gusta este tema. Los detalles son una escusa perfecta para poder pasear por el mismo sitio mil veces, porque hay detalles pequeños (una palabra en una pared, un pendiente roto en el suelo, unos zapatos olvidados), otros enormes (una escultura, un banco, una fachada…) y muchos efímeros (el viento, el agua, un movimiento rápido…) que nos pasan inadvertidos a pesar de estar muy cerca nuestro. Los detalles son, en definitiva, lo que la gente ordinaria pasa por alto pero que esconden una belleza al alcance de cualquiera.

Os sugiero que paseéis por alguna calle por la que paséis a diario y que le prestéis la suficiente atención durante un rato como para descubrir estos detalles. Estoy seguro que os sorprenderá lo que vais a encontrar.

Yo os dejo un par de los detalles que he recogido en algunos de mis tours:

Banco marino

viento

2 Comments

  1. Pingback: Retos de la familia fotera: Bancos | SALIENDODEMI

  2. Pingback: Temas a Fotografiar (II): fachadas | SALIENDODEMI

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>